Este periodo se encuentra comprendido entre 218 a.C. (fecha del desembarco romano en Anturias) y los principios del siglo V (cuando entran los visigodos en la Península, sustituyendo a la autoridad de Roma). A lo largo de este extenso periodo de siete siglos, tanto la población como la organización política del territorio hispánico sufrieron profundos e irreversibles cambios, y quedaría marcado para siempre con la inconfundible impronta de la cultura y las costumbres romanas.
La sociedad hispana se organizó como la del resto del Imperio romano, en hombres libres y esclavos. Los hombres libres podían participar en el gobierno, votar en las elecciones y ser propietarios de tierras. los esclavos, en cambio, no tenían ningún derecho y eran propiedad de algún hombre libre. Las mujeres podían ser libres o esclavas, pero no tenían los mismos derechos que los hombres.

Itálica
La ciudad de Itálica fue fundada en el año 206 a.C. por el general Publio Cornelio Escipión para establecer en ella a los soldados heridos durante la lucha contra los cartagineses en la batalla de Ilipa, an la actual localidad de Alcalá del Río.


Alcanzó su período de mayor esplendor a finales del siglo I y durante el siglo II, con los reinados de Trajano y ambos nacidos en Itálica. Muestra de ello es la ampliación que sufrió la ciudad hacia el norte, Nova urbanos.


Durante el gobierno de Adriano, y en honor a este, la ciudad consiguió el título de Colonia i Augusta Itálica.










Teatro romano de Mérida.
El Teatro romano de Mérida es una construcción promovida por el cónsul Marco hispano Agrupa, en la ciudad romana de emerita Augusta, actual mérida , España. Según fecha inscrita en el propio teatro su construcción se produjo en los años 16 a 15a.C





Este es el acueducto de Segovia:

2352812646_e094a6073c.jpg





El arte romano
El Arte Romano y su arquitectura:
El Arte Romano tiene su principal manifestación en la arquitectura, tanto religiosa, como civil. pero otras manifestaciones de primer orden son su magnífica escultura y en menor medida la pintura. La escultura romana destacó sobre la griega en lo relativo a la creación de la escultura-retrato.








Escultura:
Los materiales más utilizados en el retrato romano fueron el bronce y el mármol. Las estatuas eran apolícromas, es decir, carecían de colores, excepto al principio en que los ojos sí se coloreaban, práctica que más tarde se abandonó para ser tallados.

Al principio, la escultura romana de retrato sólo representaba la cabeza y parte del cuello. Al tiempo se avanzó en la representación de todo el busto, incluyendo hombros y pecho.

También se esculpieron esculturas de cuerpo entero, en las que el personaje podía estar de pie o sentado, aunque hay que decir que es más frecuente el retrato sedente en mujeres que en hombres.

Arte:
El mosaico es otra de las artes más brillantes del mundo romano. Las villas tardorromanas tuvieron frecuentemente sus suelos cubiertos por hermosos mosaicos con figuras geométricas, escenas de caza, mitológicas, etc. En cuanto a la pintura, a pesar de su antigüedad, la pintura romana, descendiente y heredera de la griega, poseía una técnica depurada, (mejor que la posterior medieval) y representaba todo tipo de temas con una maestría que, aún hoy, nos sorprende.


En esta imagen se ve un mosaico romano.


mosaicoman.jpg




Y este es el coliseo romano:

Coliseo romano.jpg